facebook logo facebook logo twitter logo twitter logo facebook logo facebook logo twitter logo twitter logo

Educación Financiera para Todos

English  |  Español

EN  |  SP

April 17, 2009

Éstos son tiempos interesantes para los posibles compradores de automóviles. Para ayudar a la industria automotriz aquejada de problemas, el paquetes de incentivos aprobado recientemente gobierno incluye un incentivo impositivo significativo para comprar un automóvil nuevo (no usado), camiones livianos, vehículos recreativos o motocicletas antes del 31 de diciembre de 2009.

Si lo hace, puede deducir impuestos a las ventas del estado locales e internos de consumo en hasta los primeros $49.500 del precio de compra. Esta deducción "por encima de la línea" (lo que significa que usted la puede tomar aunque no detalle las deducciones) se suprime gradualmente para las personas cuyos ingresos brutos ajustado se encuentre por encima $125.000 (o $250,000 en caso de estar casados y presentarse juntos).

Sin embargo, antes de correr y entregar su viejo vehículo como parte del pago por un modelo más nuevo, considere estos costos ocultos que pueden agregar de manera potencial cientos – o miles – de dólares a la cuenta:

Depreciación. Los automóviles nuevos generalmente pierden un 20 por ciento o más de su valor una vez que se sacan del lote. Por tanto, sobre un préstamo de $25.000 con un 10 por ciento de descuento, usted automáticamente debería $22.500 por un automóvil que bien podría valer sólo $20.000. Si tuviera que venderlo repentinamente, ¿podría conseguir $2.500 adicionales para cancelar el préstamo?

Seguro. Asegurar un automóvil nuevo es generalmente mucho más costoso que hacerlo con vehículos más viejos. Antes de comprar, consulte con su compañía aseguradora sobre los cálculos de distintos modelos para comparar. Y solicite una cotización de cobertura de déficit, la cual pagará la diferencia entre el valor real en efectivo del vehículo (factoring en depreciación) y el saldo de su préstamo o de su arrendamiento, en caso de que el automóvil sea robado o totalmente destruido en un accidente.

Impuestos y honorarios. Al calcular qué automóvil puede costear, no se olvide del impuesto a la venta y de los honorarios por el título, el registro y la patente, que podrían sumar desde cientos a varios miles de dólares, al precio de compra. Consulte al Departamento de vehículos automotor sobre las tasas de honorarios actuales.

Su calificación crediticia. Una calificación crediticia sólida hará que califique para las mejores tasas de interés de grupos financieros, bancos y cooperativas de crédito que financian a los fabricantes de automóviles. Pero con tan sólo un crédito regular o mediocre, es probable que pague tasas más altas y que califique para límites más bajos de préstamos, si es que es elegible para alguno.

Antes de buscar financiación, revise sus informes crediticios para poder corregir errores, omisiones y actividades fraudulentas que pudieran tener una repercusión seria en su calificación crediticia. Puede ordenar un informe gratuito por año de cada una de las tres oficinas de crédito más importantes, en www.annualcreditreport.com.

En www.myfico.com puede comprar su calificación crediticia por $15 cada uno. O, para calcular gratuitamente su calificación crediticia, visite What's My Score, un programa de educación financiera administrado por Visa, Inc. (www.whatmyscore.org/estimator). El sitio también presenta consejos sobre cómo reparar calificaciones crediticias dañadas o no establecidas.

Investigue. Investigue de antemano el precio de la factura (el costo del distribuidor, menos los incentivos) y negocie a partir de allí, en vez del negociar a partir del "precio de etiqueta" recomendado del fabricante. Investigue las cantidades de las facturas, en línea, en sitios tales como Kelly Blue Book (www.kbb.com), www.edmunds.com y www.cars.com.

Canjes versus ventas separadas. Es posible que prefiera la conveniencia del canje de su viejo automóvil con el distribuidor, aunque probablemente obtenga más dinero si lo vende por su cuenta. Sólo asegúrese de tratarlo como una transacción separada una vez que haya acordado el precio de venta y los términos del préstamo.

Recuerde, hay muchas consideraciones con respecto a la compra de automóviles además del color y los paquetes opcionales, que tendrán repercusión en su balance financiero final. Para obtener una guía integral sobre compras o licitaciones de automóviles, incluyendo consideraciones financieras, visite el sitio gratuito de gerencia financiera personal de Visa Inc., Destrezas Prácticas para el Manejo de Dinero de por Vida (www.practicalmoneyskills.com/car).

Compartir


Este artículo proporciona información general y no debe considerarse como asesoría salud, legal, fiscal o financiera. Lo más conveniente es consultar con un asesor fiscal o financiero para obtener información específica acerca de la manera en que las leyes tributarias aplican para usted y para su situación financiera en particular.

Compartir