facebook logo facebook logo twitter logo twitter logo facebook logo facebook logo twitter logo twitter logo

Educación Financiera para Todos

English  |  Español

EN  |  SP

March 20, 2009

El plan de estímulo económico 2009 que decretó el Presidente Barak Obama el 17 de febrero del 2009, es monumental, no sólo en costo ($787 mil millones) y en extensión (1,070 páginas) sino también en términos del vasto número de programas de gasto y desgravación que toca, todo desde inversiones archimillonarias en infraestructura al recorte de impuestos a negocios, hasta pequeños incrementos en las prestaciones por desempleo.

Algunas provisiones tomarán años para tener efecto; otras lo tendrán casi inmediatamente. Aquí hay algunos datos sobresalientes sobre algunos programas que podrían impactarle directamente:

Crédito tributario de nómina. Los trabajadores recibirán créditos fiscales de $400 tanto para el año 2009 como para el 2010 ($800 para parejas casadas que tributen juntas). A diferencia de las devoluciones de impuestos del año pasado que se distribuyeron en sumas globales, estos créditos aparecerán probablemente como retenciones de impuestos disminuidas en los cheques de nómina, iniciando a partir de junio.

Los créditos disminuyen gradualmente para individuos con un ingreso bruto ajustado anual (IBA) arriba de los $75,000 ($150,000 para parejas casadas). Las personas que trabajan de manera independiente pueden reclamar su crédito cuando llenen su declaración de impuestos 2009 pero mientras tanto pueden disminuir los pagos restantes del impuesto estimado para el 2009 como consecuencia.

Crédito tributario para jubilados. Aquellos que reciban seguro social, prestaciones de jubilación del ferrocarril, prestaciones de veteranos y prestaciones de jubilación del gobierno recibirán un subsidio de $250, empezando en mayo.

Ayuda para el desempleo. Las prestaciones de seguro de desempleo se incrementan en $25 a la semana y la elegibilidad se extiende a 46 semanas. Los primeros $2,400 en prestaciones del 2009 no están sujetos a impuestos federales. También los pagos de cupones de alimento a las familias de bajos recursos se están incrementando en un 13.6 por ciento.

Seguro médico. Para aquellos despedidos entre el 1 de septiembre del 2008 y el 31 de diciembre del 2009, que conserven el plan de seguro médico de su antiguo empleador por medio de COBRA, el gobierno pagará el 65% del costo hasta por nueve meses. No se preocupe si usted no eligió COBRA antes que se aprobara la ley; su antiguo empleador deberá notificarle sobre su elegibilidad y entonces usted tendrá hasta 60 días para darse de alta en la cobertura que tendrá efecto a partir del 1 de marzo del 2009.

Compra de casa. Las personas que compren casa por primera vez califican para un crédito tributario de hasta $8,000 en casas compradas entre el 1 de enero del 2009 y el 1 de diciembre del 2009 (nota: no al 31 de diciembre), disminuyendo gradualmente para aquellos con IBA arriba de $75,000 ($150,000/casados) A diferencia del crédito inmobiliario del año pasado, este no tiene que reembolsarse en 15 años, aunque usted perderá el crédito y tendrá que pagarlo si vende su casa en un plazo de tres años.

Compra de autos nuevos. Si usted compra un carro nuevo (no usado), camioneta liviana, vehículo de recreo o una motocicleta entre el 17 de febrero y el 31 de diciembre del 2009, puede deducir las ventas estatales y locales e impuestos sobre artículos de uso y consumo en hasta los primeros $49,500 del precio de venta. Esta deducción "por encima de la línea" (en el entendido que puede aplicarse incluso si no se especifican deducciones) disminuye gradualmente para un IBA por encima de los $125,000 ($250,000/casados).

Crédito tributario por hijos. El tope de ingresos para calificar para reclamar el crédito tributario por hijos en los impuestos sobre ingresos federales ha disminuido en el 2009 y 2010 de $8,500 a $3,000. Esto permitirá que más familias de bajos recursos reclamen el crédito, el cual tiene un valor de hasta $1,000 por niño.

Mejoras para la eficiencia de energía en el hogar. El crédito tributario para hacer ciertas mejoras para eficientar la energía en el hogar en las casas ya existentes (tales como aire acondicionado central, calderas, ventanas, calentadores de agua) se incrementó de un 10 a un 30 por ciento para el 2009 y el 2010, hasta un máximo de $1,500.

Probablemente sería una buena idea consultar con su especialista de impuestos o a su consejero financiero para asegurarse aprovechar al máximo estos nuevos beneficios fiscales.

Compartir


Este artículo proporciona información general y no debe considerarse como asesoría salud, legal, fiscal o financiera. Lo más conveniente es consultar con un asesor fiscal o financiero para obtener información específica acerca de la manera en que las leyes tributarias aplican para usted y para su situación financiera en particular.

Compartir