facebook logo facebook logo twitter logo twitter logo facebook logo facebook logo twitter logo twitter logo

Educación Financiera para Todos

English  |  Español

EN  |  SP

March 19, 2010

Todos los que alguna vez intentaron bajar algunos kilos saben que no todas las dietas funcionan para todos. Del mismo modo, puede costar varios intentos encontrar un sistema de administración de finanzas personales que pueda cumplir.

Para muchos, un sencillo programa llamado “Wealth Watchers” (Cuidadores del Dinero) podría ser la solución. Como su nombre lo indica, este programa utiliza la técnica de registro popularizada por el programa Weight Watchers, en la que se registra cada bocado que se come –o, en este caso, cada dólar que se gasta- día por día.

La idea es que, al controlar los hábitos de gastos cuidadosamente, usted tenga más consciencia de su patrón de comportamiento y pueda modificar las conductas que lo hicieron extralimitarse. El programa enfatiza además la importancia de su educación financiera.

Wealth Watchers nació como consecuencia de la adversidad. Su fundadora, Alice Wood, era una exitosa abogada dedicada a la planificación patrimonial cuya ocupación la convirtió en experta en cuestiones de finanzas personales. Pero, después de una lesión cerebral sufrida durante un accidente aéreo, Wood se dio cuenta de que estaba olvidadiza, no podía concentrarse y tendía a tomar malas decisiones financieras que terminaron endeudándola.

Otra de las secuelas del accidente fue su aumento inesperado de peso. Wood dice: “Fui a Weight Watchers para que me ayuden a bajar los kilos de más, y en uno de esos momentos de “iluminación” me di cuenta de que la solución a mis problemas de peso y de finanzas estaba en la simple disciplina diaria de llevar registros.”

Después de desarrollar y practicar los principios básicos que definirían a Wealth Watchers –como “gastar menos de lo que se gana”- Wood comenzó a compartir sus ideas con familiares y amigos y, eventualmente, con grupos más grandes. Luego, en enero, publicó un libro titulado: “Wealth Watchers: Un Programa Simple para Ayudarlo a Gastar Menos y a Ahorrar Más” (Free Press, $19.95).

El libro contiene formulas para calcular cuánto cuesta vivir por mes, así como hojas de cálculo para registrar el ingreso disponible diario (DDI, por sus siglas en inglés), que es la cantidad de dinero que se puede gastar por día sin endeudarse. “La diferencia entre la meta de DDI y el total de gastos promedio diarios reales les mostrará si están haciendo las cosas bien,” explica.

Otra de las cosas que me gustan es el “Llamado de Acción para los Consumidores”, una guía de 16 pasos para tener una buena situación financiera. Alguno de esos pasos que a veces la gente pasa por alto son:

  • Asegúrese de que su socio tenga sus mismas metas.
  • Defina y comprenda la diferencia entre gastos fijos, semi-fijos y discrecionales.
  • Conozca su calificación crediticia: Si está por debajo de 700, procure que suba. Encuentre consejos en www.whatsmyscore.org.
  • Establezca y cumpla estrictamente un sistema de pago de cuentas para evitar los cargos por pago atrasado. Mucha gente encuentra utilidad en el débito automático de la tarjeta de crédito o cuenta bancaria.
  • Conozca sus “pequeñas fugas” –debilidades de gasto que pueden atentar contra sus metas (por ejemplo, comprar cosas innecesarias).
  • Comparta su meta con otras personas. Esa es la razón por la que muchas personas encuentran que las reuniones de Weight Watchers son muy útiles.

Lo más importante es: Encuentre un sistema que le dé resultado. Para Wood, adaptar las técnicas que aprendió en Weight Watchers para registrar y controlar sus gastos fue la clave de su recuperación financiera.

Compartir


Este artículo proporciona información general y no debe considerarse como asesoría salud, legal, fiscal o financiera. Lo más conveniente es consultar con un asesor fiscal o financiero para obtener información específica acerca de la manera en que las leyes tributarias aplican para usted y para su situación financiera en particular.

Compartir